Noticias

Noticias Cuba | Noticias México

DISCURSO DEL MINISTRO DE LA INVERSIÒN EXTRANJERA EN CUBA

Fecha y hora de la última modificación 2016/11/11


Miembros de la presidencia, Distinguidos invitados, Empresarios cubanos y extranjeros, Amigas y amigos todos: Tras una intensa y fructífera semana, nos reunimos para dar cierre a la trigésimo cuarta edición de la Feria Internacional de La Habana. Lo hacemos con la certeza de que han sido jornadas provechosas para todos los que hemos formado parte de esta Feria y, en especial, para sus principales protagonistas, los empresarios cubanos y extranjeros que apuestan por FIHAV como espacio de encuentro para los negocios. Más allá del incremento sostenido que ha experimentado FIHAV en los últimos años en cuanto a cantidad de países, expositores y participantes, consideramos que la Feria ha crecido como evento, ha ampliados sus propósitos y ha consolidado sus resultados. La Feria Internacional de La Habana es mucho más que una exposición de productos o un foro netamente dedicado a hacer negocios. Pensamos, con satisfacción, que este evento es una auténtica expresión de la amistad entre nuestros países y de las crecientes posibilidades de complementar esfuerzos, a través de pactos comerciales, de inversión y de cooperación mutuamente provechosos. He tenido la oportunidad de recorrer varios pabellones e intercambiar con empresarios cubanos y extranjeros que nos han mostrado sus productos e innovaciones. Ha resultado muy estimulante constatar que muchos de ustedes no se han limitado a exhibir sus bienes y servicios, sino que han traído también la visión de cómo aplicarlos en beneficio del desarrollo de Cuba y para resolver problemas concretos que actualmente enfrenta la economía cubana. Hemos visto propuestas interesantes que se corresponden con los intereses que hemos definido en sectores estratégicos como el desarrollo de las energías renovables, la construcción y el transporte; así como soluciones tecnológicas para la producción de alimentos, el turismo, la recuperación industrial del país y la protección del medio ambiente. Incluso, algunos expositores extranjeros han presentado propuestas que combinan sus ofertas con producciones cubanas, a fin de integrar tecnologías y procesos productivos, en alianzas que nos ayudarán a fortalecer la industria doméstica y a reducir componentes importados. Estoy seguro de que los empresarios cubanos han reconocido estas oportunidades y han iniciado los intercambios con sus contrapartes extranjeras para hacerlas realidad. En esta edición de FIHAV, como anunciamos en la inauguración, dimos inicio a un nuevo espacio para acercar a empresarios cubanos y extranjeros, en el propósito de facilitar y hacer más expeditos los procesos de negociación de inversión extranjera. El primer foro de inversiones fue en esta ocasión el escenario de presentación de la edición 2016-2017 de la Cartera de Oportunidades, que es más amplia y diversa, ha aumentado la cantidad de proyectos y su monto de inversión total e introduce nuevos sectores donde tenemos intereses definidos para atraer al capital foráneo. En el marco de este foro, que se repetirá en la trigésimo quinta edición de FIHAV, los propios inversionistas extranjeros explicaron su visión sobre los beneficios de invertir en Cuba y su experiencia de trabajo en nuestro país. Se concretaron encuentros entre posibles inversionistas y empresas cubanas que tienen proyectos en la Cartera de Oportunidades, a la vez que surgieron otras iniciativas de interés; siendo los sectores que acapararon mayor atención la energía renovable, el turismo, la industria, la construcción, los recursos hidráulicos y, por supuesto, los proyectos ubicados en la Zona Especial de Desarrollo Mariel. La Oficina de la Zona Especial de Desarrollo Mariel también desarrolló varias actividades que han tenido amplia repercusión y se han dado a conocer buenas noticias sobre el establecimiento de nuevos usuarios y las perspectivas positivas de este proyecto, concebido por nuestro gobierno con una visión de largo plazo. En general, valoramos que estas actividades fueron una excelente ocasión para compartir ideas e intercambiar sobre los retos que tenemos por delante en materia de atracción de inversión extranjera, que como he expresado es un elemento importante dentro del proceso de actualización de nuestro modelo económico. La prioridad otorgada a la atracción de capital foráneo no restó importancia en absoluto a las propuestas de las empresas cubanas, que una vez más han presentado con originalidad, creatividad y novedosos diseños sus bienes y servicios con posibilidades de acceder a mercados externos. Hemos sido testigos de la importancia que conceden estas entidades a la Feria Internacional de La Habana y pienso que así ha quedado reflejado en las deliberaciones del jurado y en los premios entregados en esta ceremonia. Para complementar los esfuerzos individuales de promoción que realizan las empresas y grupos empresariales en nuestro país, se efectuó el lanzamiento de una nueva edición de la Oferta Exportable, que esperamos sea de utilidad para quienes se acercan al mercado cubano. Durante la Feria tuvimos la ocasión de dialogar con las delegaciones oficiales asistentes y celebrar los días nacionales de muchos de los países representados en este evento. En todos los casos se resaltó el buen estado de las relaciones y se puso de manifiesto el interés de seguir ampliando los nexos económicos y comerciales con Cuba. Estos espacios fueron excelentes oportunidades para celebrar nuestras relaciones de hermandad con la República Bolivariana de Venezuela; ratificar la buena marcha de los vínculos estratégicos en materia de comercio e inversiones con países priorizados como China y Rusia; reconocer a España como país más representado en FIHAV y uno de nuestros principales socio comerciales; ratificar la voluntad de seguir consolidando la integración regional con los países de América Latina y el Caribe; agradecer a otras naciones de Asia y el continente africano que mantienen su apuesta por el mercado cubano; y constatar el efecto positivo que ha tenido la renegociación de las deudas con los países acreedores de Cuba miembros del Club de Paris. En esta ocasión creció también la representación de compañías procedentes de Estados Unidos y de Puerto Rico, a las que reconocemos su posición en contra de las obsoletas leyes estadounidenses que siguen limitando su relación con Cuba. Los saludamos y los invitamos a seguir trabajando de conjunto para lograr la eliminación del bloqueo económico, comercial y financiero que injustamente se mantiene sobre nuestro país. En correspondencia con el objetivo de ampliar y diversificar los vínculos económicos y comerciales de Cuba con el exterior, el escenario de FIHAV también sirvió para efectuar la firma de convenios con centros promotores del comercio y las inversiones, así como entre las Cámaras de Comercio de Cuba y otros países, que desempeñan un importante rol en este propósito. Sin lugar a dudas, la Feria también ha sido un foro de apoyo a Cuba y de condena al bloqueo y a los efectos que tiene sobre terceros países por su carácter extraterritorial. Muchos de los visitantes con los que intercambiamos nos plantearon su reconocimiento a la actualización del modelo económico que estamos desarrollando y su intención de acompañarnos y cooperar con nosotros en este proceso. Para concluir, extiendo una felicitación a todos los participantes en la Feria Internacional de La Habana y en especial a los que han sido distinguidos esta noche con la obtención de medallas de oro por la calidad de sus productos o han sido merecedores de premios de diseño o de publicidad, así como de otros reconocimientos generales que otorga el comité organizador. Asimismo, envió un saludo a todas las entidades cubanas y extranjeras que han colaborado con la realización de este evento y a las compañeras y compañeros que de manera individual han puesto su aporte personal para hacerlo posible. Amigas y amigos, La trigésimo cuarta edición de la Feria Internacional de La Habana llega a su fin. Estamos clausurando este evento, pero dejamos abiertas las puertas de Cuba y de nuestras empresas para mantener los intercambios hasta dentro de un año, cuando de seguro volveremos a encontrarnos. FIHAV 2016 concluye, poniendo la varilla bien alta para la trigésimo quinta edición, y dejando en manos del empresariado cubano la misión de seguir trabajando para hacer realidad las negociaciones que hemos iniciado en beneficio de nuestro país. Muchas gracias.


Ver más noticias